25-03-2018

Vivero Agroecológico en Funes

Compartimos los resultados del proyecto llevado a cabo por Fundación Gran Rosario junto a la empresa Rogiro Aceros.

Vivero terminado

El proyecto “Vivero Agroecológico” se financió con la convocatoria RedProyectos 2017 a través de la empresa Rogiro Aceros S.A.  La organización que presentó la iniciativa fue la Fundación Gran Rosario.

El proyecto contemplaba construir un espacio de capacitación laboral para personas con discapacidad que permita la formación en el oficio de la producción de árboles, flores y alimentos orgánicos, para de esta manera promover el acceso al mercado de trabajo de los jóvenes con discapacidad y generar conciencia del cuidado del medio ambiente en la comunidad.

Desde el inicio del proyecto hasta el día de la fecha la organización construyó el vivero en la sede del Campus IUGR en la ciudad de Funes, adquirió los elementos necesarios para trabajar la tierra, y conformó un equipo de trabajo específico para el vivero: una licenciada en Recursos Naturales, un técnico en Producción Agropecuaria, un estudiante avanzado en Ingeniería  Agronómica, una diseñadora y un paisajista. Se dictaron capacitaciones en materia de plantaciones, ecología y sustentabilidad.

Además, está en gestión un convenio con la Facultad de Ciencias Agrarias y con el INTA, y se establecieron vínculos con empresarios de la zona para cubrir la demanda de parquización en los barrios, donde los jóvenes participantes del proyecto puedan trabajar mientras se forman. Ya se comenzaron a realizar entrevistas de admisión para personas interesadas a sumarse al proyecto y continúan las acciones de promoción y difusión.

La organización estima que el proyecto tendrá gran impacto a futuro, “no solo por sus características económicas y de producción,  sino también por el desarrollo socio ambiental en el contexto de la ciudad de Funes y alrededores. Los jóvenes contarán con herramientas que les permitirán incorporarse a la Red de Viveros Inclusivos existente y comercios, e incrementar sus conocimientos para multiplicar sus oportunidades de empleo.”

Como nos cuentan los responsables de la experiencia: “este programa, que pretende continuar formando en el mundo del trabajo, incluye no solo la formación y capacitación de personas con discapacidad en edad laboral, sino que aporta un plus: la producción sustentable, responsable y profesional de suelo en un ámbito verde, ecológico y saludable”.